sábado, 11 de abril de 2015

"Los Castellanos, descendencia de Francisco Remigio"






Mario José Arrosa Pascual
(hijo de Susana Pascual Castellanos de Arrosa Balparda)










El ancestro de la rama uruguaya de este apellido se llamó Francisco Remigio Castellanos. Este personaje había nacido en Salta, en 1782, hijo del matrimonio formado por Juan Bautista Castellanos Jáuregui y Juana Saravia y Aguirre, ambos descendientes de antiguos linajes de aquella región. Sobrino paterno de Marcos Castellanos Jáuregui y Magdalena de Velasco -Abuelos entre otros del mítico Aarón Félix de Anchorena Castellanos y de Josefina Anacleta Anchorena Castellanos, casada con el escritor Enrique "Rodríguez" Larreta Maza.


Francisco Remigio cursó sus estudios en Chuquisaca, y una vez graduado se le nombró abogado de la Real Audiencia de Charcas.
Adicto al movimiento revolucionario de 1810, pasó a ejercer el cargo de asesor del Cabildo de Buenos Aires.

En 1813 se hallaba en la Banda Oriental e integró, conjuntamente con Tomás García de Zúñiga y Juan José Durán, la Junta Municipal Gubernativa, creada en diciembre de ese año para sustituir el Gobierno Económico de Canelones. Fue Diputado en el Congreso General Constituyente de 1824, pero más tarde, sus discrepancias con la política de Rosas le reportarán el exilio, debiendo refugiarse en Montevideo, donde se quedará con su familia hasta el fin de días, acaecido en 1839, época en que formaba parte aquí del Superior Tribunal de Justicia. En su partida de óbito, que se halla en la Catedral, consta que fue enterrado el 15 de abril y que tenía cincuenta y siete años de edad.

El Dr. Castellanos contrajo matrimonio en Chuquisaca, el 9 de junio de 1807, con Manuela Elías, natural del Alto Perú, quien era hija de Juan Antonio Zeballos e Isabel Larreátegui, pero usaba el apellido de su padrastro, el Dr. Eugenio de Elías, antiguo asesor del gobierno de Montevideo y después secretario del Congreso General Constituyente en 1817. Doña Manuela sobrevivió a su marido hasta el 16 de enero de 1858, en que dejó de existir en esta capital.

De los hijos del matrimonio Castellanos Elías, cuatro varones -José María, Florentino, Emilio y Eduardo- dejaron progenie en el Uruguay, y Amelia se casó en 1826, en Buenos Aires, con Juan Elías Larreátegui, medio hermano de su madre.

José María Castellanos Elías, el mayor de los hijos del Dr. Francisco Remigio, nació en Chuquisaca el 8 de septiembre de 1808 y no tuvo una actuación pública relevante como la cupo en otros miembros de la familia. Fue hombre de negocios y hacendado, y actuó en la Asociación Rural del Uruguay, de la que fue uno de los socios fundadores en 1871. En el padrón de Montevideo de 1843 aparece censado en casa de su suegro como "boliviano, casado, de 36 años, hacendado". Su casamiento con Eugenia Lima esta registrado en esta ciudad con fecha 25 de agosto de 1837. Ella era montevideana, nacida en 1816, hija de Manuel Fernándes Lima, portugués, de la feligresía de Santa María de Fregosa, en el arzobispado de Braga, y de María del Rosario Vidal y Medina, criolla, a su vez hija del andaluz Mateo Vidal, personaje descollante en la época colonial, cabildante y uno de los fundadores de la Hermandad de la Caridad.

La muerte de José María Castellanos, se registró en Montevideo el 26 de febrero de 1882. De los hijos que le sobrevivieron: José María, nacido en 1840, licenciado en jurisprudencia, magistrado judicial, y más tarde Ministro de Estado durante la presidencia de Herrera y Obes, y miembro del Consejo de estado en 1898. Se casó con Lucía de Arteaga, nacida en Montevideo, hija de José de Arteaga Libarona, vizcaíno, de Górliz, y de María Antonia Gómez Calvo, hermana del Gral. Leandro Gómez, y dejó sucesión en las familias de Iglesias Castellanos, Basabe Castellanos, Cibils Castellanos, Wilson Castellanos, Castellanos Cibils, Echeverría Castellanos.

Eugenio Teófilo se casó en 1873 con María Esmeralda Miralles Junquet, oriunda de Barcelona; Adolfo, Julio y Alberto murieron solteros, Eumenia se casó en 1871 con Eduardo M. de Castel; Ernestina, en 1878 con Adolfo Morán; Eloísa fue la mujer de Héctor Massera y Josefina Castellanos Lima, quien casó en 1874 con Luis Enrique de Chapeaurouge, hijo del suizo Luis de Chapeaurouge y de la porteña Margarita del Sar Elías, nieta del matrimonio Elías Larreátegui.

Ciudadano llamado a brillar entre los varones de su generación por una actuación múltiple y destacada en los distintos ámbitos de su actividad, el doctor Florentino Castellanos Elías, nacido en 1809, abogado y catedrático de Derecho de Gentes de de la vieja Universidad de Montevideo, codificador, diplomático, Ministro de Estado y legislador, dejó impresa, en todos los actos de su vida pública, la huella de sus aventajadas condiciones y de su talento singular. Pasó la Guerra Grande dentro de los muros de la capital sitiada, y al producirse la pacificación nacional, figuró en el gabinete del Presidente Giró como Ministro de Gobierno y Relaciones Exteriores desde marzo de 1852 hasta julio de 1853. Dos años después, en medio de una grave crisis política, el Presidente Bustamante lo designó Ministro General. En 1857, siendo Senador por Durazno, le tocó ejercer la presidencia de la rama alta del Parlamento. Sus servicios públicos fueron alternados con una eficaz laboriosidad en el Gran Oriente Masónico, donde alcanzó la jerarquía de Gran Maestre.

Había celebrado su matrimonio el 26 de agosto de 1837 con Valentina Illa, nacida en Montevideo en 1820, hija de Jaime Illa y Buch, catalán, nacido en 1764 en Caldas de Estrach, acaudalado comerciante, cabildante, miembro del Consulado de Comercio y militar de lucida actuación durante las invasiones inglesas, casado el 26 de setiembre de 1802 con Valentina Viamonte y González Cabezas, porteña, hija del Teniente de Infantería y personaje colonial Jaime Viamonte, y de Bárbara González Cabezas, y hermana del General Juan José Viamonte, prócer de la Independencia.

Valentina Illa de Castellanos murió en Montevideo el 4 de febrero de 1900, en la vieja casona familiar que llevaba el número 176 de la calle Sarandí. Una crónica de El Siglo destacó en esa fecha que había sido una matrona de carácter y energías espartanas, jamás doblada por la adversidad.

De los hijos del matrimonio Castellanos Illa:

Esilda Castellanos Illa se casó en 1865 con el conde italiano Luis de Langosco, Teniente de Navío, hijo del Coronel Ricardo de Langosco y de Carolina Gresley.

Valentina Castellanos Illa contrajo matrimonio en 1872 con Eugenio Winterhalter, alemán, hijo de Ignacio Winterhalter y de Clara Knobel.

Florentino, muerto soltero.

Amalia Castellanos Illa casó en 1883 con Martín Carvalho Lerena, montevideano, hijo de Antonio Rodrigues de Carvalho, riograndense, y de Dominga Lerena Fernández Tresguerras, oriental.

Remigio Castellanos Illa, fallecido en esta capital en 1915, director de Correos, diputado y Jefe Político, de varios Departamentos, se había casado en primeras nupcias en 1863, con su prima hermana Celina Platero, hija del patricio José María Platero, miembro de la Hermandad de la Caridad y del Cabildo montevideano, y de María Luis Illa y Viamonte, otra hija de don Jaime, y hermana entre otros de Concepción Platero Illa, casada con Juan Manuel Areta Arrúe, y este último primo hermano del Gral. Enrique Pereda Arrúe, marido de Emilia Castellanos Morales, prima hna. de Remigio-, y en segundas, en 1901, con Rita Bena Mandía. Dejando descendencia de su primer matrimonio en las familias de Stewart Castellanos, Castellanos Stewart, Brown Castellanos, Castellanos Liendo, Mouliá Castellanos, etc.

Emilio Castellanos Elías nació en Mendoza, en 1823, y se radicó pocos años después con sus padres en el Uruguay, donde tuvo figuración política y se destacó como hombre emprendedor y progresista en los diversos negocios que tuvo oportunidad de manejar. Represento al Partido Colorado en las cámaras de de 1860 y volvió al Parlamento en 1873. Exiliado como consecuencia de los sucesos de 1875, permaneció un tiempo lejos de la actividad política, a la que retorno en 1880, cuando, a la caída de Latorre, se formó el Partido Constitucional, en cuyo directorio figuraba como miembro.

Pero fue además financista y hombre de negocios de fértil imaginación y formidable actividad. Su casa de remates tuvo el crédito y manejó los caudales de un verdadero banco. Sus especulaciones alcanzaron, con el tiempo, los más variados rubros, y no todas, por supuesto, corrieron con la misma suerte. Integró el directorio del Banco Comercial, y los de diversas empresas, y dio impulso a la industria harinera mediante la instalación del Molino Montevideano, establecimiento que giró bajo la razón social Castellanos y Mañé.

Hombre extrovertido y culto, de agradable trato social, mandó a construir un magnífico palacete en la esquina sur-este de las calles Uruguay y Florida, que fue, en aquella belle époque de fines de siglo, uno de los centros de sociabilidad más escogidos de la ciudad. Allí le sorprendió la muerte, rodeado de su numerosa prole, el 30 de enero de de 1898.

Se había casado en Montevideo, el 31 de marzo de 185, con Eloísa Mañé, oriunda de San José, descendiente de una familia de comerciantes y estancieros, hijo de José María Mañé y de Francisca Rius, natural de San José, hermana de Pablo Mañé Rius, marido de Ana María Algorta Villa de Moros -(Ascendentes de los Villegas Mañé, Del Campo Mañé y Mañé Garzón); nieta paterna de Pablo Mañé y de Francisca Baldrich, y nieta materna del catalán José Rius y de la criolla Bonifacia Castro y Callorda.

Fueron hijos del matrimonio Castellanos Mañé:

Sara Castellanos Mañé, casada en 1887 con el abogado Jorge Sosa-Días Maderna, hijo de José Sosa-Días Díaz, hombre de negocios y hacendado y de Enriqueta Maderna García -ambos porteños. Los Maderna fueron gente que estuvieron junto a la revolución emancipadora desde el comienzo, pero cuando el gobierno de Rosas señaló a don Alejandro, se volvió imperioso para el refugiarse en Montevideo, con su mujer Claudia García González de Noriega, descendiente de la vieja estirpe de los Carrasco Melo-Coutinho.

Alfredo Castellanos Mañé que contrajo matrimonio en 1888 con Luisa Villarnobo, hija de Ramón Villarnobo, hacendado, accionista de la Compañía del Ferrocarril Central y Socio fundador de la Rural y de María Segunda Donado y Anaya. Hermana de Juan Manuel Villarnobo y Donado, casado con Margarita Arrúe Areta y de María Teresa Villarnobo y Donado, casada el 1 de enero de 1889 con Avelino Alejandro Sánchez-Viamonte -(descendiente del ya mencionado Gral. Juan José Viamonte); y bisnieta materna de Carlos Anaya López Camelo, Presidente Interino de Uruguay).

Padres de:

Luisa Castellanos Villarnobo, nacida el 24 de julio de 1891 en Montevideo, casada con Manuel Pascual. El 3 de julio de 1913 nace Susana Pascual Castellanos quien se une en matrimonio a Federico José Arrosa Balparda nacido el 21 de setiembre de 1909 -Hermano de: María Laura Arrosa Balparda, casada con Juan José de Arteaga -(padres de María Josefina Carmen de Arteaga Arrosa, mujer de Emilio Nicolás de Anchorena Palacios Villagrán); Hijos de Federico Pedro Arrosa Abaracon y Josefina Balparda Quintana- prima hermana de Casilda Balparda, mujer de Eduardo Castellanos Morales.

A la generación Arrosa Pascual pertenecen:

Mario José Arrosa Pascual, nacido el 13 de marzo de 1942.

Federico Pedro Arrosa Pascual, quien tomó la mano en matrimonio de Margarita María Flora Shaw Urioste, diseñadora, empresaria, fundadora de la prestigiosa firma "Margara Shaw" -hija de Andrés Jorge Shaw Pérez-Butler y María Angélica Segunda Urioste Piñeyro.

Padres de:

Federico José Arrosa Shaw, marido de Denise Beauvois Hita -Padres de Nicole y Federico Pedro Arrosa Beauvois.

Florencia Arrosa Shaw, casada con el arquitecto Martín Gómez-Platero Carriquiry -Hijo de Guillermo Gómez Platero y Gabriela Carriquiry Bocage. Padres de: Belén, Agustina y Sebastián Gómez-Platero Arrosa.

Inés Arrosa Shaw, unida en matrimonio a Ignacio Ferrés Rodríguez-Larreta, hijo de Ignacio Ferrés Linne y Julia Rodríguez-Larreta Shaw. Padres de: Sol, Marina e Ignacio Ferrés Arrosa.

Carolina Arrosa Shaw, mujer de Marcelo Elías Carvallido Hughes -Padres de Matías Carvallido Arrosa.

Diego Arrosa Shaw, marido de Belén Arcos-Pérez.


Graziella Arrosa Pascual, casada con Carlos E. Bonasso Lenguas -Hijo de Carlos María Bonasso y Ana María Lenguas Veiga, esta última nieta de Francisco Veiga y María Antonia Pareja Barredo. Sobrina nieta de José Pareja Barredo y Clementina Areta Arrúe.

Padres entre otros de:

Marcela Bonasso Arrosa, quien casó con Alfredo Inciarte Blanco -Hijo del abogado Alfredo Inciarte Castells y Elisa Blanco Piñeyrúa: Padres de: Rodrigo, Patricio, Jimena, Santiago, Javier, José María, María, María Clara, Candelaria, casada con Agustín Fernández, Marcela Inciarte Bonasso, unida en matrimonio a Agustín Sojo Delle Piane y Alfredo Inciarte Bonasso que tomó la mano en matrimonio de Magdalena Márques Von Franken.

Alejandra Bonasso Arrosa, quien dio su mano en matrimonio a Alberto Luis Navarro Castex -hijo de Alfredo Navarro Lussich y Delia Susana María Teresa Castex Ocampo. Nieto Paterno de Alfredo Navarro y Dolores Celia Juliana Lussich Nin, y materno de Mariano Rafael Castex Torre y Clara Tomasa Ocampo Alvear. Padres de: Alberto, Francisco, María, Ángeles, Dolores y Martín Navarro Bonasso.


Emilio Guillermo Castellanos Villarnobo, nacido el 25 de junio de 1893 en Montevideo, contrajo matrimonio con Blanca Margarita Martinelli Gianelli -hermana de María Angélica Martinelli Gianelli, casada en 1905 con Julio de Castro Caravia.

Padres de:

Margarita Castellanos Martinelli, nacida el 10 de noviembre de 1919 en Montevideo, quien entregó su mano en matrimonio a Victor Guillermo Zemborain Halbach -Hijo de Juan Antonio Zemborain Unzué y Amalia Guillermina Halbach Pinedo. Hermano de: Juan Antonio Andrés, marido de Natalia Elcira Bonorino Mujíca; Francisco; Amalia, mujer de Juan Manuel Castaños Lasa; Alejandro; Julia, Ricardo, marido de María Luisa Solier Bilbao; Eduardo y Federico José Zemborain Halbach, marido de María de los Dolores Justa Genara Bunge Campos. Nieto paterno de: Agustín Félix Zemborain Argerich y de Jacinta Unzué Rey.

Padres de:

Emilio Zemborain Castellanos, marido de Rosario Rondinelli.

Verónica Zemborain Castellanos, casada con Donald McCluskey Suárez Howard -Cantante, recordado por temas como "Siempre Fuimos Compañeros" y "Tiritando" -Hijo del norteamericano Donald Dean Mc Cluskey y Greaves, nacido en Oklahoma el 16 de enero de 1905, donde se graduó de agrónomo, llegó procedente de Estados Unidos junto a su Big Band de músicos de jazz para realizar sus primeras actuaciones en el mítico Alvear Palace Hotel. Se puso como nombre artístico "Don Dean y sus estudiantes de Hollywood" e hizo muy famosa por aquellas épocas, una canción conocida como "Bailando en el Alvear" en homenaje a que, en sus presentaciones en el Roof Garden del Hotel Alvear, conoció a quien luego sería su mujer, Raquel Suárez Howard.

Padres de: Melody, Patrick, Marina y Miguel McCluskey Zemborain.

Margarita Zemborain Castellanos, mujer de Roberto Clark- padres de: Agustín y Nicolás Clark Zemborain.


Ema Castellanos Mañé, casada en 1894 con Teófilo María Sánchez Ferreira.

Lucila Castellanos Mañé, mujer de Demetrio Windmuller.

Francisco Castellanos Mañé, casado en primeras nupcias en 1896 con Berta Margarita Álvarez, hija de Alejandro Álvarez Díaz y de Delfina Aguiar Delgado-Melilla, nieta de Javier Álvarez Susviela y Carmen Díaz Romero, sobrina nieta de Juan Gualberto García Susviela y Juana María Arrúe López de Castilla de García Susviela, y prima hermana de Elena Calamet Álvarez, casada con Adolfo Pareja Areta -hijo de José Pareja Barredo y Clementina Areta Arrúe. Contrae segundas nupcias en 1906 con María Carolina Regules -parienta de su anterior mujer- hija del Dr. Wanceslao Regules Delgado-Melilla y de Carolina Larriera Chavarria. Quedan dos hijos de su primer matrimonio:

Francisco Castellanos Álvarez.

María Angélica Castellanos Álvarez, casada con Guillermo Wilson Wilson.

Padres de:

Sofía Wilson Castellanos, unida en matrimonio con el abogado, político y productor agropecuario Alberto Sáenz de Zumarán Arocena -Hijo de José María Sáenz de Zumarán Arocena e Isabel Ortiz de Taranco y García de Zúñiga.

Guillermo Wilson Castellanos, marido de Isabel Montes Lenguas -Hija de Justo Montes Pareja e Isabel Lenguas Veiga -Sobrina nieta de José Pareja Barredo y Clementina Areta Arrúe de Pareja.

Lucía Justa Wilson Castellanos, quien casó con Juan Carlos Francisco Shaw Pérez Butler -hijo de Adolfo Eduardo Shaw Wells y María Marta Pérez Butler.

Padres de:

Guillermo Adolfo Shaw Wilson, unido en matrimonio a Lola Teresita Piñeyrúa García. Padres de: Guillermo Enrique Shaw Piñeyrúa, marido de María José Serrato García Fresse.

María Laura Shaw Wilson. Casó con Julio José Guani Pascual padres de: Julio José Guani Shaw, marido de Verónica Sanz.

Luis Pedro Shaw Wilson. Casó con María Inés Mocorrea Roemmers.

Juan Carlos Evaristo Shaw Wilson.

María Carolina Castellanos Regules, mujer de Alberto Márquez Vaeza -Hijo de Alberto Márquez Artagaveytía y Amelia Vaeza Ocampo, hermano entre otros de Olga Mª Márquez Vaeza, mujer de Luis Alberto Hill Hamilton.

Roberto Castellanos Mañé, diplomático y pintor, importante marinista que retrató los lagos y las costas del mundo que conoció en su labor diplomática. Sus obras están expuestas en numerosos museos como el Museo Nacional de Bellas Artes, Museo Municipal Juan Manuel Blanes, Museo Histórico Nacional y el Museo Histórico Municipal, entre otros. Marido de María de los Desamparados Gozalbo.

Margarita Castellanos Mañé, que contrajo matrimonio en primeras nupcias en 1899 con Emilio Rafael Albín Fuentes, y en segundas, en 1903, con Jorge Sienra, abogado, hijo de Félix García de la Sienra Barreto y de Natalia García de la Sienra García de la Sienra. Padres de Félix Sienra Castellanos Mañé, marido de Margarita Quesada Alvarez -hija de Arturo Quesada y María Teresa Álvarez Preve, nieta materna de Alfredo Lucio Álvarez Díaz (Descendiente del Clan Susviela) y de Teresa Preve Martinelli.

Ricardo Castellanos Mañé, casado en 1900 con Julia Cranwell, hija de Guillermo Barry Cranwell Fitzgerald, irlandés, y de Ventura Machó Pagola, oriental.

María Emilia Castellanos Mañé, casada en primer matrimonio en 1902 con Mateo Seré Ibarra, hijo de Alfonso Seré Martiné y de Eloísa Ibarra Balparda, y en segundo, en 1916, con el arquitecto y profesor, después Intendente de Montevideo, Horacio Acosta y Lara, hijo de Federico Acosta y Lara Salcedo y de Natividad de Medina. Padres de Horacio Demetrio Acosta y Lara Castellanos, nacido el 19 de junio de 1919.

Nacido en Buenos Aires, Eduardo Castellanos Elías se estableció con su familia en Montevideo cuando su padre debió radicarse aquí por motivos políticos. Eduardo fue el vástago que se dedicó a las labores del campo. Se casó en Durazno, el 25 de setiembre de 1842, con Emilia Morales, hija de Gregorio Morales, hacendado, comerciante de aquella zona, donde fue Alcalde Ordinario, y de Paulina Irigoyen de la Vega. Allá murió, ya viudo, el 31 de julio de 1887, dejando una apreciable fortuna en campos.

Sus hijos fueron:

Emilia Castellanos Morales, casada en Durazno con Enrique Pereda Arrúe, Militar uruguayo, nacido en 1843, hijo de León Policarpo de Pereda y Casiana Arrúe López de Castilla. Enrique había iniciado su carrera de armas en 1863 en el ejército revolucionario de Flores contra el gobierno de Berro y Aguirre. En 1865, integró la 'División Oriental' en la guerra de Paraguay en la que fue protagonista principal de la batalla de Boquerón, cuando al caer mortalmente herido el coronel uruguayo Palleja, asume el mando del Batallón Florida. Pereda Arrúe, en ese entonces capitán, rescatando el cuerpo de Palleja de entre las trincheras paraguayas, ordena a sus soldados presentarle armas en el campo de batalla. Alcanzó el grado de coronel en 1891, fue Jefe político de Montevideo entre 1873 y 1874, y miembro del consejo de guerra en 1866.

Federico Castellanos Morales, marido de Próspera Márquez.

Eduardo Castellanos Morales, casado con Casilda Balparda, hija de Bonifacio Balparda Villate y de Clara González Barreda, hermana entre otros de: Secundino, barraquero, marido de Celia Blanco; Clara, mujer del Dr. Alfonso de Salterain Rambaud; Bonifacio, marido de Emilia Hiriart; María Dolores casada en 1883 con Ledislao Rubio Abella y de Manuel Balparda González, que contrajo matrimonio en 1892 con Isidora Vidal y Vidal.

Hijos del matrimonio Castellanos Balparda son Patricio, Ángela Ema, mujer de Andrés Juan Ferrando y Alfonso Castellanos Balparda, marido de Zelmira Mercedes Reyes Reissig -hija de Julio Bernardino Reyes del Villar y Zelmira Reissig Iriarte, hermana entre otros de Manuela Petrona Reyes Reissig, casada con Carlos Alejandro Alvarez Aguiar, hermano de Berta Margarita Álvarez Aguiar, mujer de Francisco Castellanos Mañé.

Alfredo Eustaquio Castellanos Morales, quien tomó la mano en matrimonio el 25 de agosto de 1876 de Concepción Muñoz -Hija del Dr. Enrique Muñoz Herrera y de Dolores Liberata Vidal y Batlle, hermana entre otros de Enrique Muñoz Vidal, casado el 29 de julio de 1881 con Gumersinda del Campo y Pagola -Abuelos maternos de la reconocida actriz Concepción Matilde Zorrilla de San Martín Muñoz. Nieta del patricio Francisco Joaquín Muñoz Quirós -Ministro de Relaciones Exteriores del Uruguay, miembro del Gobierno Provisorio de la Provincia Oriental instalado en la Florida en 1825 por la Cruzada Libertadora de Juan Antonio Lavalleja, Comandante Militar en Maldonado, miembro de la primera Asamblea General Constituyente y Legislativa del Estado uruguayo (1832), Ministro de Hacienda del Gobierno Provisorio-, y de la muy linajuda Cipriana de Herrera y Basavilbaso, hija de don Luis Fabián de Herrera e Izaguirre y doña Gervasia Josefa Basavilbaso Ross.

Los hijos de Alfredo Eustaquio y Dolores fueron:

Delia Castellanos Muñoz, mujer de Julio Juan Etchepare Othaburu, con descendencia.

Horacio Castellanos Muñoz, marido de Adela Alves Vázquez, hija de Arturo Alves de Franca y Josefa Vázquez Hordeñana, nieta materna de quien fuera Ministro del Imperio de la Corte de Brasil, el Dr. José Vázquez Sagastume y de Dorila Hordeñana Gómez-Calvo. Padres de: Horacio “Pintín” Castellanos Alves, destacado compositor, marido de Mercedes Pfeiff, cd; Adela Castellano Alves, soltera.

Raúl Castellanos Muñoz, casado con María Elina Etchebarne Navarro, padres de: Alfredo R. Castellanos Etchebarne, historiador, marido de Aurora Capillas, cd; Silvia Castellanos Etchebarne; Susana Castellanos Etchebarne; y de Elina Castellanos Etchebarne, unida en matrimonio a Alejandro Gallinal Heber, ex embajador en Portugal y el Vaticano, -(hijo de Alejandro Gallinal y de Elena Heber Jackson, esta última hermana entre otros de Arturo Heber Jackson, casado con Blanca García Sotelo, descendiente del linaje Arrúe, dueños del recordado Stud "Los Cerrillos" ubicado en Carrasco y de la famosa estancia "Santa Clara", heredada en 1894 por vía sucesoria, la cual comprendía 41.000 hectáreas, y al radicarse la pareja en París fue vendida a su hermana Elena). Hijas de Alejandro y Elina son Magdalena Gallinal Castellanos de Bonasso y Elina Gallinal Castellanos de Eguiluz.





Bibliografía:

“El Libro de los Linajes” tomo I, II, III, IV, V, VI, Ricardo Goldaracena.

Páginas Web consultadas:
www.genealogiafamiliar.net (Alfonso Beccar-Varela)

Recopilación y Tipeo: Diego Castro Arrúe


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada